MARTÍN CORONADO



Buenos Aires, Argentina, 1850 - Caseros, Argentina, 1919


SOBRE EL ALERO...

Sobre el alero escarchao

Encontré esta madrugada

Una palomita blanca
Que el viento había extraviao.
Porque es tuya la he cuidao
Con cariño y con desuelo,
Y la cinta color cielo
Con que venía adornada
Al cuello la llevo atada,
Por ser cinta de tu pelo.

25 DE MAYO

Hijos de Mayo somos.
Saludemos con él nuestro evangelio;
Mayo es una grandeza inmaculada,
Gloria sin ambición, gloria del pueblo.
La libertad fue siempre,
en todas partes, explosión de incendio,
algo como el volcán cuando se desgarra
de la montaña el inflamado seno,
y su paso a través de las edades
con roja luz ha iluminado el cielo.
Sólo en el Plata tuvo
del sol que nace el esplendor sereno,
sólo en el Plata derribó el pasado
con la tranquila majestad el tiempo,
Mayo surgió en la historia
y abrió a la luz los horizontes nuevos,
como el caudal de fecundos ríos
cuando desbordan sobre el cauce estrecho.
Saludemos a Mayo
que es de la libertad gloria y ejemplo,
sin olvidar jamás que a nuestros padres
para ser libres, les bastó quererlo.


Martín Coronado fue un periodistapoeta y dramaturgo argentino. A pesar que ya publicaba obras desde 1873, recién es reconocido en 1902, gracias a La piedra del escándalo. 

La obra de Martín Coronado se encuadra dentro de la escuela romántica, cuando las temáticas criollas comienzan a afianzarse en el teatro argentino. Su primera obra fue un libro de versos, Poesías, publicado en 1873. Tras tornarse hacia el teatro, integró la Academia argentina, la cual dirigió entre 1876 y 1878.
Escribió varias obras de teatro, tanto en verso como en prosa. Entre ellas se destacan: La rosa blanca (1877), Luz de luna y luz de incendio, 1810,Salvador (1883), La flor del aire, Cortar por lo más delgado (1893), Un soñador (1896), Parientes pobres, Justicias de antaño, El sargento Palma,La piedra del escándalo y La chacra de don Lorenzo.
En 1877 se estrenó en el Teatro Ópera La rosa blanca, la primera del autor en llegar al teatro.
Sin embargo, Coronado alcanzó reconocimiento con La piedra del escándalo, la cual estrenó junto a José Podestá en el Teatro Apolo, el 16 de junio de 1902. Esta obra, un drama de tres actos en verso, contó con la participación de Pablo Podestá.
Martín Coronado falleció el 20 de febrero de 1919, en una chacra de su propiedad ubicada en la localidad bonaerense de Caseros. 

La localidad bonaerense de Martín Coronado lleva su nombre en su honor, ya que el poeta vivió en la zona. Allí se encuentra una plaza que también lleva su nombre, en la cual se erige un busto del escritor. En la localidad también existe una estación ferroviaria, perteneciente al Ferrocarril General Urquiza, que lo recuerda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada