Málaga-España, 1860-1935

LA SENDA DE LA VIDA


Torpe viajero el 
mundo he recorrido,
y en su revuelto mar
he naufragado.. 

No hice daño jamás
y han estimado,
cobarde error lo
que deber ha sido.. 

Hipócrita, al ser
bueno me han creído...
loco por mis verdades
me han llamado... 

y si en puros amores
he soñado,
me desperté en los
brazos del olvido... 

Ambiente de glacial 
indiferencia
en derredor sentí... 

nadie mi herida
a curar se acercó,
ni hallé clemencia... 

Y en esta lucha
la ilusión perdida,
solo encontré un
amigo.. mi conciencia...



y una esperanza...
la de eterna vida...


No hay comentarios:

Publicar un comentario