FELIPE ALEJO ALVAREZ NAVARRO


España, 1927

EVOCACIÓN
 


Tuvo mi corazón un lindo anhelo,
encrucijada diaria de pujanza...
Plantar un sauce muy cerca del cielo
y sobre el, dulce nido de esperanza.

Floreció la colmena con desvelo
sobre un albor de lunas en bonanza.
Poco a poco tendrán su propio vuelo
y tejerán, su estela de añoranza.

Hoy, me siento viajar hacia el otoño,
donde emigran los pájaros del alma
y hacen eco los trinos del retoño.

Inclinado en las redes del recuerdo
con su razón, la hoguera ya está en calma,
soñando, la alborada que hoy pierdo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario