LUIS ALPOSTA


Buenos Aires-Argentina,1937

SONETO A UN MALEVO QUE NO LEYÓ A BORGES

No recibió la herencia del cuchillo
y con la droga reemplazó al coraje.
Se enroló en el moderno malevaje
de inconscientes con dedo en el gatillo.
Lo trataba a su padre de "masoca"
porque supo ser siempre un laburante,
mientras él era sólo un delirante
que pensaba en tener "la mosca loca".
Pero un mal día se escurrió la suerte
y boca abajo lo escrachó la muerte
vestido de polera y metralleta.
Es la historia de siempre, se me antoja.
Que al que cruza el destino con luz roja,
no le falta quien le haga la boleta.

EL JUBILADO

Fue un viento de vigilia el que lo trajo.
Quedó varado en un rincón del feca.
Le habían afanado hasta la bronca.
Lo habían revoleado y salió ceca.

¡Cómo no habría de quedar pagando
en actitud entre siniestra y mansa,
si después de yugar toda una vida
acabó por morfarse la esperanza!

Ya no tiene ilusiones que ponerse.
Su fe la desinflaron de un plumazo
y hoy anda con lo puesto -su esqueleto-,
llevando una cacho'e nada bajo el brazo.


Luis Alposta médicopoeta y ensayista argentino. Sus poemas (traducidos al francésinglésitaliano yjaponés), figuran en numerosas antologías y han sido musicalizados por Edmundo RiveroRosita QuirogaOsvaldo Pugliese y Juan María Solar eentre otros. Prologuista, conferencista, autor de numerosas comunicaciones académicas sobre el lunfardo y el tango y de colaboraciones varias en periódicos, revistas literarias y programas radiales. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario